3rd Eye Studios han creado una prometedora aventura espacial que apuesta todo a la inmersión. Nos tocará adentrarnos en una estación espacial, sin mayor motivación que la propia supervivencia y sin más enemigos que los sistemas de defensa de la propia estación… O si te molestan, sin ellos.

Aventura en ingravidez


El punto más interesante de Downward Spiral: Horus Station tiene que ver con la ausencia de la gravedad. Durante la aventura nos tocará movernos en ingravidez, por lo que tendremos que servirnos de la fuerza de nuestro brazo izquierdo para impulsarnos de un lugar a otro. A los pocos minutos de comenzar ya encontraremos una útil herramienta que funciona a modo de gancho para movernos con más precisión y agilidad… mientras que más adelante también daremos con otra herramienta que emite pequeños impulsos que nos empuja hacia diferentes lugares.

Sea como fuere, es el propio sistema de desplazamiento el aspecto que más nos ha llamado la atención de Downward Spiral: Horus Station. Y en parte es algo digno de todos los elogios. Ahora bien, detrás tiene que haber una base jugable que soporte bien esta idea… algo que quizá no han conseguido del todo.

Desde el principio nos tocará investigar esta estación espacial en una aventura dividida en capítulos… algo que a mí me ha molestado, ya que el desarrollo apuesta mucho por la exploración y la resolución de sencillos puzles. Y sí, digo sencillos porque muchas veces la solución al problema se encuentra de manera muy evidente. Al contrario de lo que solemos ver en muchas películas ambientadas en el espacio, aquí lo tenemos todo bastante cerca, y es una pena, ya que nos habría encantado explorar libremente la estación. Para una vez que demandamos el backtracking… Es una lástima, ya que así habría ganado mucho.

Y cuidado, porque Downward Spiral: Horus Station también “puede” incluir enemigos. Y lo entrecomillamos porque es una opción que se puede activar o desactivar. Depende de cómo te gusten las aventuras. Ahora bien, si te decantas por la acción decirte que aquí te encontrarás algunos fallos como una IA algo deficiente en ocasiones. Bajo nuestro humilde punto de vista, hubiera sido mejor que se hubieran decantado únicamente por la exploración y los puzles… aunque con un desarrollo más libre por la estación espacial.

El sistema de avance y la propia ambientación general consiguen generar una inmersión estupenda, que en PlayStation VR con un par de mandos PlayStation Move se ve muy ampliado. Y es así como mejor se disfrutar del título de 3rd Eye Studios. Ahora bien, a veces hay algunos fallos en la detección de movimientos y objetos, algo que es pasable y tolerable… aunque es evidente que molesta un poco.

Pero lo que más rabia nos da es que se ha desaprovechado una idea muy buena, porque hay algunos elementos que no acaban de convencer. La ausencia de trama argumental puede ser la excusa perfecta para que nos adentremos en este inhóspito mundo… pero la verdad es que con un poco de refuerzo seguro que la inmersión habría sido mayor. De la misma manera sentimos que los combates son un poco repetitivos, aunque es justo reconocer que algunos enfrentamientos tienen algunas ideas brillantes. En definitiva, que es una mezcla de aciertos y errores.

Ya para finiquitar este apartado quiero comentar que se ha incluido un modo horda cooperativo y un multijugador competitivo para sacarle un poco más de partido a la acción. Más que nada se trata de un añadido que servirá para echar algunas partidas, aunque tarde o temprano os cansaréis de sus opciones de juego y regresaréis a otros multijugadores más profundos y populares.

Apartado Técnico


Técnicamente nos encontramos con un videojuego correcto, que muestra un nivel de detalle notable para lo que estamos acostumbrados a ver en PlayStation VR, que ofrece una ambientación muy lograda… pero que también cuenta con algunos errores como cargado lento de la iluminación o de algunas texturas. Nuevamente vemos luces y sombras en otro apartado de Downward Spiral: Horus Station.

En lo que al apartado sonoro se refiere, han apostado por una solución muy eficaz. Abusar del silencio es algo que siempre nos transmite ese hermetismo que se debe vivir en el espacio, y en este sentido lo han hecho muy bien. Por último, quiero señalar que nos llega con textos de pantalla en castellano y a cambio de 14,99 euros, un precio bien ajustado para las seis horas de diversión que encierra.

Conclusión


Es una pena porque nos encantan los títulos de ambientación espacial. Esperábamos encontrarnos algo así como un Adrift compatible con PS VR, pero la realidad es que algunos errores y otras decisiones de diseño han provocado que Downward Spiral: Horus Station no brille tanto como su propia ambientación merece. Nos ha llamado mucho la atención por el hecho de explorar la ingravidez desde un nuevo punto de vista, pero la realidad es que “le falta” para llegar a ser de lo mejor del catálogo de PS VR.

 

  • La ambientación consigue una inmersión fascinante
  • El sistema escogido para el desplazamiento por los escenarios
  • Algunos momentos son realmente buenos, tales como “experimentar la ingravidez”

 

  • La parte de acción nos parece mejorable
  • Algunos errores de detección de movimiento y objetos
  • El multijugador es poco menos que un relleno (aunque se agradezca)
  • No poder explorar libremente toda la estación

 

6 Nota
Jugabilidad6
Multijugador6
Gráficos7
Música/Sonido7.5
Edición Española7