Desde su lanzamiento hace casi dos años en los centros recreativos de Japón, muchos han esperado como agua de mayo el anuncio de la versión para PlayStation 4 de Dissidia Final Fantasy. Era un secreto a voces que acabaría llegando a la consola de Sony, pero no ha sido hasta este último E3 2017 cuando Square Enix anunció oficialmente el lanzamiento del juego de lucha para primeros del año que viene. Para hacer la espera más amena los desarrolladores confirmaron una beta cerrada para este verano donde los aficionados podrían probar por primera vez el juego desarrollado por Team Ninja. Una vez probada en profundidad, os contamos las características jugables y las impresiones al detalle de este Dissidia Final Fantasy NT. Un regreso a las consolas que contentará a unos y parecerá algo insuficiente a otros. A continuación, argumentaremos el por qué de esta afirmación.

La acción del arcade llega finalmente a PlayStation 4


Y es que a pesar de compartir nombre, hay muchas características de este Dissidia Final Fantasy NT que no comparte, divergiendo incluso, con las dos entregas que vieron la luz hace tantos años en PlayStation Portable. Mientras los juegos de la portátil de Sony iban enfocados sobre todo al contenido pensado para un jugador, con un fuerte componente rolero por bandera, repleto de misiones, modo historia extenso y muchos elementos personalizables; el juego que saldrá el 30 de enero de 2018 para PlayStation 4 nos ofrece un título dirigido al multijugador, a pesar de haberse confirmado un modo historia y contenido para un jugador, pero lejos de lo que era lo habitual anteriormente. Y es que no hay que olvidarse que este título es un port de la versión para recreativas, con lo que tendremos combates muy cortos de pocos minutos, muy intensos y frenéticos con una jugabilidad accesible y sencilla, carente de profundidad a la hora de equipar y dotar de habilidades a nuestros luchadores, que serán un total de 14 en esta beta, limitándose a los protagonistas de la primera a la catorceava entrega de la saga.

La dinámica de estos enfrentamientos, al menos en esta beta cerrada, es la de peleas de 3 contra 3 en escenarios no demasiado amplios, donde tendremos que acabar con el equipo rival antes de que termine el tiempo, aunque de llegar a suceder saldrá victorioso el grupo que haya acumulado mayor puntuación. Cada equipo tiene como tres vidas en total para sus miembros, las cuales se agotan al quedar uno de ellos sin puntos de vida. No es necesario acabar una vez con cada jugador del equipo rival, se puede derrotar tres veces al mismo y llevaría la victoria a nuestro equipo. Para llegar a ese punto, habrá que restar los puntos de bravery de nuestro objetivo, esto se conseguirá asestando ataques simples con el botón X, que provocarán que no solamente se reduzcan sus bravery points, también aumentará los nuestros. Una vez lleguen a la cifra de cero, se producirá una rotura y seremos capaces de realizar un ataque con cuadrado que será equivalente a nuestros bravery points y que dañará la vida del rival. Hay que tener cuidado con este tipo de ataque ya que reducirá nuestros bp a cero y nos dejarán expuestos a ataques de otro rival.

Además de los ataques ya comentados, existen un tercer tipo que se realizan con el botón de triángulo y según se usen se irán recargando con el paso del tiempo. Tendremos hasta tres de estos ataques y para realizar uno u otro bastará con simplemente pulsar el botón o hacerlo mientras le damos con el direccional hacia adelante o hacia atrás. En esta beta cerrada estas habilidades se limitan a dos sets predeterminados para cada personaje, aunque se espera que en la versión final estás posibilidades sean más amplias. Los ataques básicos también seguirán la estructura de los especiales, las combinaciones se harán fácilmente si pulsamos X continuadamente, o lo hacemos con delante o detrás a la vez en el direccional, dando lugar a dos tipos de sets de movimientos si lo hacemos en el aire o en el suelo. Antes de comenzar el combate podremos elegir entre una selección de invocaciones entre las que se encuentran Shiva, Ifrit, Bahamuth u Odín, la invocación seleccionada se realizará por votación secreta entre los tres miembros del grupo. Para lanzarla durante el combate habrá que estar atentos a la barra de invocación que aparece en pantalla, y que podremos rellenar rompiendo cristales de invocación que aparecerán de vez en cuando en pantalla.

La calidad de la conexión online en el modo multijugador suele ir la mayor del tiempo bien, aunque en algunos combates sí que nos encontremos con un lag bastante molesto que haga casi injugable la partida por ir casi a diapositivas. Sobre el tiempo de búsqueda de participantes mediante el matchmaking, se aprecia unos intervalos algo extensos para encontrar otros jugadores. Esto puede deberse a que sea una beta cerrada o que están en fase de mejora de conexiones. Hasta la versión final no podremos asegurar como será en realidad, lo que sí decimos es que actualmente se deja jugar aun con algunos peros. La única modalidad multijugador será de partidas rankeadas, en las que iremos subiendo de categoría según vamos acumulando victorias, sirviendo esto para que nos intenten emparejar con oponentes y aliados de nuestro mismo nivel.

En términos de apartado técnico, el juego muestra un apartado gráfico muy estable. Sin llegar a sorprender, el acabado de los luchadores es bastante bueno, y no vamos a esconder que es una gozada poder ver a Terra o Cloud con esos modelados aunque no alcancen el nivel de excelencia de algunos triples A que vemos en consola. El apartado artístico es totalmente fiel al del universo de la saga Final Fantasy, con unos escenarios coloridos y llenos de contrastes. En lo referente a la resolución el juego se muestra en pantalla a 1080 p y 60 fps. La banda sonora supone un canto dedicado a la nostalgia pura y dura, con arreglos de temas tan emblemáticos en la saga como son los temas de combate de Final Fantasy VII o Final Fantasy X, la canción de la última batalla de Final Fantasy VIII o el de Prelude, el buque insignia por defecto en la serie. Tanto los textos como las voces de los personajes se encuentran en inglés en esta beta cerrada, aunque conociendo a Square Enix, podemos esperar mínimo que los primeros acaben traducidos al castellano.

En resumen…


Esta beta cerrada a pesar de lo limitada en cuestión de contenido y personalización de luchadores, sirve para hacernos una idea de cómo serán los combates en la versión final de Dissidia Final Fantasy NT. Este juego de lucha nos promete peleas cortas, intensas y frenéticas donde la acción no decae en ningún momento y tendremos que estar atentos y ser rápidos para realizar la acción más correcta en cada situación. En un principio puede parecer algo caótico, sin embargo, una vez nos hagamos con los controles y sepamos interpretar los diversos indicadores que se muestran simultáneamente en pantalla, se volverá todo mucho más intuitivo y nos sentiremos menos perdidos. Con una jugabilidad bastante sencilla que se domina pronto, busca acción constante sin necesidad de una profundidad de acción y que dejará también importancia al trabajo en equipo, ya que la coordinación entre compañeros será fundamental, al menos en el modo 3 contra 3 que ha sido el que hemos probado. A la espera de conocer el contenido final que tendrá este título, podemos afirmar que jugablemente será muy divertido aunque alejado a lo que estábamos acostumbrados en PSP debido a su propuesta arcade.